Warning: The magic method InvisibleReCaptcha\MchLib\Plugin\MchBasePublicPlugin::__wakeup() must have public visibility in /var/www/vhosts/bellezayale.com/httpdocs/wp-content/plugins/invisible-recaptcha/includes/plugin/MchBasePublicPlugin.php on line 37
YALE | LPG FACIAL
 

LPG FACIAL

LPG FACIAL

Es bien sabido por todos que no hay una segunda oportunidad para causar una buena primera impresión, en este breve instante (muchos expertos han concluido que no hacen falta más de 10 segundos para crear nuestra primera idea sobre una persona) en el que se crea la primera impresión, se decide una parte importante de las relaciones. Para que la impresión causada sea positiva, hemos de cuidar nuestra apariencia, nuestros gestos… Pero en gran parte, esta primera impresión es causada por nuestro rostro.

No vamos a entrar en el concepto del personal branding, dado que nos extenderíamos en exceso, pero todos somos conscientes de que nuestro rostro es la parte que más exponemos, por lo que tratamos de cuidarlo con mayor énfasis que el resto de nuestro cuerpo.

El proceso de cuidado de la piel, tiene diversos factores, desde las limpiezas fáciles, extracciones de impurezas, aplicación de cosméticos para eliminar arrugas… Hoy os hablaremos del factor más novedoso, la aplicación de tratamientos faciales mediante la maquinaria de última generación, más concretamente del LPG, que con el cabezal ENDERMOLIFT, trata de ser el aparato más eficaz para la eliminación de los signos del envejecimiento mediante métodos no-invasivos.

Se trata de un tratamiento personalizado que se adecúa a las necesidades específicas  de cada tipo de rostro, el cabezal motorizado, nos estimula la piel mediante el uso de pulsaciones y succiones secuenciales, consiguiendo estimular la regeneración celular de nuestra piel. Los beneficios obtenidos mediante este tratamiento son:

  • Aumento de la regeneración celular de nuestra piel.
  • Mejora en la elasticidad cutánea.
  • Eliminación de las arrugas
  • Mejora de la iluminación facial.
  • Aumento de la firmeza de nuestra tez.
No hay comentarios

Publica un comentario